SAMPEDRO, EL ABUELO INTEGRO, DECENTE, QUE LA SOCIEDAD NO HA TENIDO

Posted on Abril 10th, 2013 in General by conchitalloria  Tagged , , , , , , , , ,

Sampedro cuando presento la sonrisa Etrusca, en una entrevista le escuche una frase que me hizo en ese momento indignarme (años después el apoyo al movimiento indignados); la frase fue que sus ochenta años, con la vida resuelta etc. se permitía el lujo de escribir como quería y de lo que quería, que ya no había nadie que le impidiese decir lo que quisiera. Esta declaración me hizo en aquel momento decir, ¡que valiente! Pobre de mí, con menos de cincuenta años, mujer, madre y sin dinero y llevo diciéndolo desde hace 30 años, por no decir toda la vida.

Me ha alegrado que a partir de ahí Sampedro haya sido coherente consigo mismo y se involucrase en la vida social, siendo para muchos, un maestro.

Escribo estas frases para hacer un análisis de lo que he escuchado y que me permite decirles que siguen sin entender nada de lo que es el mundo del pensamiento.

Yo me indigne que Sampedro dijese lo que dijo cuando escribió la novela, pues deseaba que lo dijese cuarenta años antes.

Y ahora cuando lo dice para mí no es un maestro, pues dice lo que yo dije hace 40 años, pero dice, lo que mi padre decía, lo que mi abuelo decía, lo que Sócrates decía.

El problema reside en que los que tiene el poder no dejan que los ciudadanos que sabemos todo este lenguaje tengan voz.

Hasta que no han visto que este sistema destruye hasta a los ricos, que deja sin futuro a sus hijos, no están reaccionando, pero a mi manera de ver, los medios, y los economistas lo siguen haciendo con el paso cambiado.

Revilla, el ex presidente de Cantabria el sábado en la sexta televisión dio datos de los paraísos fiscales que hay en el mundo y de una lista de 3.000 españoles que tiene el dinero en paraísos fiscales, en donde la imposición mínima es a partir de un millón y medio de euros.

Cuando creas los paraísos fiscales, desde luego no es para la ciudadanía, sino que es para la impunidad de los poderosos. Y podrán decir, si es o no legal, ese es otro debate. Lo que está claro, es que si me llevo el dinero a paraísos fiscales, lo inmovilizo, genero unos altos rendimientos y no creo empleo en mi país, teniendo que ser el estado el que se haga cargo de las perdidas privadas, se está estafando a la ciudadanía, pues si ese dinero estuviese en el país, el estado no tendría que rescatar a nadie, ni asumir como propias la deudas privadas, que no son tales, sino que la ganancias están en paraísos fiscales.

Esto es una estafa en toda regla.

Y esta estafa se ve muy bien al analizar que no hay un país que no esté endeudado (unos menos que otros) y que el sistema no se repita igual en todos los países que han entrado en la unión europea. Les doy dinero para que crezcan, les doy dinero para infraestructuras, se las venden los países adelantados, con lo cual ellos siguen creciendo y manteniendo empleo, y después de un ciclo, les exijo que el país en muy pocos años devuelvan el dinero y estén saneadas las arcas municipales, autonómicas y estatales, unido todo ello a los créditos que los bancos realizaron sin control de ningún tipo, sin hablar de operaciones como las preferentes y similares.

¿de que vale estudiar, de que vale que se pague a asesores cantidades millonarias, de que vale que haya gobiernos de diferentes colores en Europa, si el final es que todos están igual?.Un dirigente del PP dijo que si no es por Rajoy España estaría igual que Portugal ¿pero si Portugal tiene un gobierno conservador y Portugal está haciendo lo que dice la Troika, igual que España?

¿pero como admitimos semejantes comparecencia, demostrando un desprecio total hacia los ciudadanos?

No hemos entendido que el que desprecia a los ciudadanos, el que miente a los ciudadanos, no va a hacer nada bueno por ellos.

Y lo sufrimos todos los días, nos mienten, gobiernan para sus intereses, pero lo peor, no existimos, no entienden que somos todos iguales, que somos seres humanos, que lo dice la constitución, que no hay diferencias ante la ley, ni ante la economía, ni ante la justicia que supone que todo ser viviente nace con el derecho a tener una vida digna y una vida feliz.

Y aceptamos a una sociedad que nos vende humo diciendo que este mundo es un valle de lagrimas y que la felicidad cuando se vaya al cielo, impidiendo incluso la muerte inducida para ir a una felicidad y no soportar más el dolor. No, te obligan a vivir en esta agonía, y te dicen que estas mal de la cabeza, si deseas morir o que mueran tus hijos, como es el tristísimo caso de esta madre que mato a sus dos hijos e intento suicidarse ella, que no se si lo consiguió.

Cuando no le damos valor a la vida, a los seres humanos, y son clase de tropa como dice el ideario del opus dei, cuando los hijos son manos de obra, por eso se tenía muchos hijos para el dolor y la pobreza, es que ya desde los padres, la vida es utilizada como una mercancía, somos cosas, en una familia el hijo antaño era una boca mas a comer, un gasto, pero después ya era un cuerpo que trabajaba, beneficio.

Para robar no se necesita estudiar.

Los reyes y la iglesia decían” el estado soy yo, y yo soy el representante de dios”, y en base a estas dos frases, toda la riqueza de los imperios eran para el estado terrenal y celestial.

En el momento en que los ciudadanos somos los soberanos, a partir de ahí, la iglesia, la monarquía, y los grandes poderes, se dedicaron a quitarle todo el dinero al estado, lo entienden bien, el estado ya es de los ciudadanos, por lo tanto el saqueo ha sido a las cuentas del estado. La iglesia amaso sus inmensas fortunas y las seguimos pagando los ciudadanos y el dinero en paraísos fiscales, la Monarquía atesoro su grandes fortunas y el dinero en paraísos fiscales y las grandes empresas con sus dineros en paraísos fiscales, y ahora es el pueblo quien paga todo este robo a los ciudadanos, que es el estado.

Y para gestionar que se lleven el dinero de los ciudadanos a paraísos fiscales, estamos pagando unos gobiernos locales, autonómicos nacionales y europeos, en que se movilizan grandes obras faraónicas, para que esas empresas puedan generar millones y millones que no van a ser pagados, ni se realizan porque hay dinero en las arcas, sino que lo hacen endeudando al estado por decenas de años. Y el dinero en paraísos fiscales.

Dijo Sampedro, no se tiene que trabajar para que el rico sea más rico, sino para que el pobre sea menos pobre.

Y claro, el pobre es pobre, no por destino, sino porque el rico se queda con lo que le pertenece.

Leyes para castigar a pequeños delincuentes y leyes inexistentes para juzgar y condenar a los destructores de la vida de millones de seres, ciudadanos que les imposibilitan el desarrollarse como ser humanos, con la dignidad que es vivir honradamente, decentemente.

Mientras como ciudadanos no sepamos qué es lo que elegimos, vamos perdidos.

Y nunca es tarde, me alegro que Sampedro sea para muchos un maestro, pues quien no tuvo ese maestro en casa, su familia, por lo menos que lo tenga socialmente y sea el abuelo íntegro decente al que admirar .

Conchita Lloria

Conchita Lloria Bernacer

http://conchitalloria.scoom.com

MUJICA, PRESIDENTE DE URUGUAY.NECESITAMOS MUCHOS POLITICOS COMO EL.

Posted on Febrero 25th, 2013 in General by conchitalloria  Tagged , , , , , ,


donde se demuestra que todos los politicos no son iguales, un respiro chiquito y poco conocido de que se puede ser diferente.

La filosofía del DECRECIMIENTO

UN EJEMPLO PARA TODOS.

http://www.sitioandino.com/files/image/17/17380/4e96c8c3700b6_684_466!.jpg?s=8408ab5fc6ac35d1d4993401073a29c7

Pepe Mujica , Presidente de Uruguay y su esposa Lucia

A raíz de un artículo del diario conservador  ABC  de Madrid,  titulado “Mújica el Presidente mas pobre” he tenido mas noticias del buen hacer  de una persona que al ser elegida  como  Presidente de Uruguay, ha rechazado todos los privilegios  inherentes a  su cargo y se ha dedicado en cuerpo y alma a servir a su pueblo, desde la sencillez y humildad con la que se ha  caracterizado toda su vida.

Gratifica el ejemplo que está dando este hombre, mas bien diría “Santo hombre”,  para vergüenza de la mayoría de políticos a nivel mundial y en especial de los incapaces y corruptos que tenemos en casa.

Disfruten de esta noticia y de la respuesta que dio a la misma  e imagínense  las acciones que podríamos emprender para solucionar nuestra “crisis”.

Con soluciones a lo Pepe Mújica, no estaríamos en crisis por dos motivos :

Uno, porque los políticos tendrían que vivir con muy poco .

Y dos,  porque nosotros el pueblo también sabríamos o deberíamos vivir con menos.

La Nota de ABC dice lo siguiente:

Vive en su chacra de las afueras de Montevideo, en Rincón del Cerro, tal como había prometido. Lo rodea su esposa, la senadora Lucía Topolansky, la inseparable perra Manuela –nada de raza, nada de abolengo canino-, sus cultivos y mucho verde. Eligió para quedarse el lugar en el mundo que encontró hace años y le atrapó.

Desde allí dona a fondos de ayuda social un 90% de su salario, establecido en unos 12.500 dólares americanos. Cada mes, ‘Pepe’ Mujica recibe 250.000 pesos por su tarea como Presidente del Uruguay y Comandante en Jefe, pero de allí sólo rescata para su manutención mensual unos 20.000 pesos. El resto se distribuye desde el Fondo Raúl Sendic, que administra su fuerza política, el Movimiento de Participación Popular, que ayuda a emprendimientos productivos hasta simples colaboraciones, y ONG que colaboran con viviendas. Dice a los cuatro vientos que “con ese dinero me alcanza, y me tiene que alcanzar porque hay otros uruguayos que viven con mucho menos”.

Es el mismo que propone donar las jubilaciones presidenciales –esas astronómicas cifras que permanecen cobrando los ex presidentes constitucionales del país- y el mismo que utiliza un simple Chevrolet Corsa como vehículo de transporte oficial. A muchos años de la moto Vespa que utilizó para llegar al Parlamento a la salida de la dictadura, ya ungido como diputado, Mujica ha mantenido su perfil. Más acicalado que en épocas de proselitismo político, igualmente el protocolo es algo bien alejado de sus intenciones habituales.

El último ejemplo lo ubicó en la ferretería del barrio Paso de la Arena, hacia donde fue para adquirir una tapa para inodoro. Compró lo que iba a comprar, y acto seguido aceptó una invitación informal de los jóvenes de la zona, nucleados en el humilde club de fútbol Huracán. Sin seguridad, sin eufemismos, Mujica brindó una sencilla charla de aliento a los futbolistas que participan en el torneo de la Segunda División Profesional… aferrado a la tapa del inodoro recién adquirida.

De repente un Volkswagen Fusca, celeste, muy bien conservado, llegó a estacionarse frente al gimnasio del club. De alpargatas, con equipo deportivo, el Presidente dedicó varios minutos a los jóvenes deportistas, y prometió mayor atención a la institución además de convenir en “comer un asadito si el club asciende a Primera”. Se sacó fotos, aceptó fotos, concedió abrazos y se fue con el aplauso de todos, abrazado a su perra Manuela que a estas alturas del mandato ya entiende de absolutamente todos los temas.

Ya de regreso a su chacra –esa finca que a lo lejos es custodiada por efímeras fuerzas policiales aceptadas a regañadientes por el mandatario uruguayo- Mujica continúa con su día. Revisa la tierra, mientras declara su auto VW Fusca como único patrimonio, valorado en 1.945 dólares.

De acuerdo a la última declaración jurada que presentó a la Junta de Transparencia y Ética Pública, Mujica sólo es dueño de este coche, mientras la chacra figura a nombre de la primera dama y senadora Topolansky, la cual también dona parte de su salario. Sin cuentas bancarias, sin deudas, el hombre dice dormir tranquilo, y asegura que espera culminar su mandato para descansar, más tranquilo aún, en su chacra de Rincón del Cerro.

Cuando el presidente Mujica fue consultado por los medios acerca de esta nota, esto fue lo que contestó:

“Yo no soy pobre, pobres son los que creen que yo soy pobre.

Tengo pocas cosas, es cierto, las mínimas, pero solo para poder ser rico.

Quiero tener tiempo para dedicarlo a las cosas que me motivan. Y si tuviera muchas cosas tendría que ocuparme de atenderlas y no podría hacer lo que realmente me gusta.

Esa es la verdadera libertad, la austeridad, el consumir poco.

La casa pequeña, para poder dedicar el tiempo a lo que verdaderamente disfruto. Si no, tendría que tener una empleada y ya tendría una interventora dentro de la casa. Y si tengo muchas cosas me tengo que dedicar a cuidarlas para que no me las lleven.

No, con tres piecitas me alcanza. Les pasamos la escoba entre la vieja y yo y ya, se acabó.

Entonces sí tenemos tiempo para lo que realmente nos entusiasma.

No somos pobres”.