LA MUJER: JARDINERA DE SUS MARAVILLOSOS FRUTOS

Posted on Abril 3rd, 2015 in General by conchitalloria  Tagged , , , , ,

¿Qué es una mujer?: Es jardinera de sus maravillosos frutos

¿Qué es una Mujer para ti, me han preguntado?

Hace muchos años, una persona muy querida, me dijo que (yo) era una persona, muy fértil.

Años después, cuando le volví a ver, y se enteró que ya tenía cuatro hijos, me dijo: No me refería a ese tipo de fertilidad. Quizás tiene valor que diga, que esa persona era un sacerdote marianista.

Se refería a que” tenía mucho que decir”.

Evidentemente no entendí lo que me decía. Es como con el Papa Francisco, dice lo que no hace, y mi gran amigo, al que sigo apreciando en mi sentimiento, aunque hace ya años que abandono este mundo, me reflejaba lo mismo, no podía decir que tenía mucho que decir, que era muy fértil, y a la vez, pertenecer a una institución que acallaba la voz de las mujeres, y nos sometía a su dios creado, y al varón, como un trofeo, para la pura y dura reproducción, además del placer varonil, no de la mujer, que era pecado .

Considero que la materia, que nos diferencia los sexos, no es lo que realmente somos.

Es nuestro vehículo, lo que utiliza la naturaleza, para su majestuosa procreación.

Lo que somos, no tiene sexo, no nos diferenciamos en nada, somos lo mismo, pero eso no sale en una radiografía.

Somos lo que de verdad pensamos, y el pensamiento es una energía, y eso, para mí, es lo que somos, energía de amor, o de dolor, pues al final vivimos tal y como verdaderamente pensamos, y no podemos dar, lo que no poseemos en nuestro pensamiento…y sentimiento.

Y esto, es lo que yo sé de mi misma, después de una amplísima búsqueda personal, de más de 25 años, y aun ahora, sé que estoy iniciando el camino, pues todo lo que realice en estos largos años, ha sido romper cadenas mentales y después ser capaz de enfrentarme a vivir en medio de quien estaban encadenados o habían rotos muchas menos cadenas que yo, o de quien ya habiendo roto cadenas, seguían viviendo, como si permanecieran encadenados, pues no tenían valor para ser expulsados de su entorno familiar y social.

La frase que más me ha confundido, es que aceptan ser sometidas libremente, que nadie les obliga a pertenecer a las iglesias, al marido, o a la patria, dejando incluso su vida en ello, como con la maternidad, más importante es el hijo que la madre, que lo va a ayudar a crecer con su sabiduría de amor o de dolor, según sea.

No sé si es totalmente cierto, pero escuche que el ruiseñor, no se reproduce en cautividad, y me parece maravilloso, el que canta, no puede reproducirse ni cantar en cautividad.

El ser humano lo realiza. Los siervos, los esclavos de todos los tiempos, los sin techo, los parias de este mundo, se reproducen en cautividad y en pobreza para sus descendientes.

No piensan en evitarles a futuros hijos, el dolor y sufrimiento que ellos padecen. Lo reproducen, lo siguen instalando en sus tradiciones.

¿Qué es una mujer?

Si tengo que hablar de la materia, de ese vehículo, solo puedo decir, que una mujer, es parte de la Naturaleza para que la semilla pueda crecer en su seno, es tierra.

Pero si hablo de Mujer que ama, estoy hablando del ser humano. El Amor es vida, es mujer, fuente de vida.

Entonces tengo que decir que es tierra y sentimiento, es libertad de asumir la recolección con amor, o parir como los animales, que dejan a sus cachorros muy pronto sin protección.

Una Mujer del amor, es la mejor protección que un hijo puede poseer (y no hago distinción entre sexos), lo que les hace humanos, amar y cuidar la tierra que le cultivo con tanto esmero y cariño. Es jardinera de sus maravillosos frutos.

Los hijos son todos aquellos seres a los que se les aman. Ya pueden ser de sangre, pero no son hijos, si no son amados.

Es la unión de esa madre con su hijo como expresión suprema del amor.

La que protege, la que educa, la que les hace libres e independientes, las que sabe el camino del amor y les conduce poco a poco en el saber vivir sin caer en las garras de la codicia, que unido a la soberbia son las conductas más adictivas de la sociedad injusta y de dolor.

Solo he dejado una pequeña reflexión de lo que es para mí una mujer.

Voy a tener tiempo de escribir, sobre la madre del amor, desmontando completamente a la madre del dolor….

Es mi homenaje a esta semana de horror, paseando a figuras de piedra, llorando por esas madres, y despreciando a las madres que les parieron y que abandonadas y en residencias se encuentran, y a todas esas mujeres, que amando a sus hijos, han perdido sus oportunidades de trabajo, sus derechos como ser humano a un salario digno y a una valoración por su trabajo y entrega a la sociedad, y que nada ha recibido de ella, siendo compensada de manera escandalosa, los que hablan del alma, venden humo y pasean figuras de piedras, siendo adoradores de la mentira, y abandonan a su suerte a la mitad de la población mundial.

La hipocresía social. Si no hubiese hijos varones machistas, como si no hubiese hombres que usan la prostitución estos canceres sociales desaparecerían. Mucho tienen que pensar los varones, aunque los hayan parido sin amor.

2 de Abril de 2015

Conchita Lloria Bernacer.




Comments are closed.